CARTA AL DIRECTOR EDITOR

 

A propósito del artículo: Hipertensión arterial, enemigo silencioso en los adolescentes

 

A propos the paper:High blood pressurea silente enemy in adolescents


Señor Director Editor:

Hemos leído con gran interés el artículoHipertensión arterial, enemigo silencioso en los adolescentes, publicado por los autores Trocha Valdés(1)y colaboradores, considerándolo muy oportuno pues la hipertensión arterialen los niños ha sido subestimada por algunos profesionales de la Medicina, al considerarla muchos una enfermedad del adulto, y otros reconocen su inicio en la adolescencia(2).

En la actualidad existen vulnerabilidades del método clínico, y nos referimos en este caso al examen físico. Se hace necesario que la medición de la presión arterial se realice de forma sistemática, como parte del examen físico pediátrico, para identificar tempranamente cifras elevadas de tensión arterial, y de esta forma, diagnosticar la enfermedad en los niños y adolescentes hipertensos asintomáticos, antes que se produzcan complicaciones o repercusión en los órganos diana, ya que la mayoría de las veces cursa de forma asintomática.

La medición de la presión arterial no forma parte del examen físico pediátrico. Por esta causa no se identifican los niños con cifras de presión arterial elevadas y existen subregistros de la enfermedad en esas edades, por lo que se hace necesario realizar la toma de la tensión arterial en niños y adolescentes(2).

Una cifra no despreciable de niños y adolescentes que comienzan su atención en una consulta con el diagnóstico de hipertensión arterial esencial o primaria, desde su primera consulta ha presentado hipertrofia ventricular izquierda como manifestación de afectación de órgano diana. En un estudio en la consulta de cardiología del Hospital Pediátrico Centro Habana, en 140 pacientes hipertensos entre tres y 18 años, se encontró 29,9 % de hipertrofia ventricular izquierda(3). Este hecho demuestra que el diagnóstico en muchas ocasiones se hace tardíamente, ya que la hipertrofia ventricular izquierda se presenta cuando la hipertensión arterial tiene una evolución de al menos un año.

La hipertensión arterial es un factor de riesgo cardiovascular, y en la adultez contribuye a la morbilidad y mortalidad por infarto del miocardio, accidente cerebrovascular, fallo cardíaco congestivo, enfermedad vascular periférica, retinopatía y enfermedad renal terminal(4).

Hace años se consideraba que la hipertensión arterial secundaria era la forma más frecuente de presentación en los niños, pero existe en el momento actual el criterio que la hipertensión arterial esencial o primaria se presenta con mayor frecuencia en las edades pediátricas, en parte, por el incremento de la obesidad en proporciones epidémicas, así como los estilos de vida inadecuados.

Es necesario desde la Atención Primaria de Salud lograr el control del riesgo preconcepcional, y atención prenatal de excelencia, pues se conoce que el bajo peso al nacer es un factor de riesgo para padecer de hipertensión ya que estos niños, debido a un rápido ingreso de fortificantes tienen tendencia a desarrollar la enfermedad. También se debe promocionar estilos de vida saludables desde edades tempranas como la lactancia materna, evitar el sedentarismo, los hábitos tóxicos y el control del estrés.

Una vez realizado el diagnóstico el plan terapéutico integral es individualizado, y la piedra angular del mismo es el tratamiento no farmacológico que consiste en alcanzar estilos de vida saludables, que aun cuando se logre el control de la enfermedad nunca se debe abandonar(5).

La hipertensión no es un problema solo del adolescente, es necesario involucrar a los padres y al resto de la familia, e identificar y modificar hábitos erróneos de estilo de vida en el núcleo familiar, para de esta forma lograr la adherencia terapéutica. Se debe proporcionar apoyo y material educativo, así como emplear recursos como la propia escuela y los maestros(5).

Lo más importante en la hipertensión arterialinfantil es su prevención, y es la infancia el momento ideal para ello. Debe participar en esta batalla el equipo de salud, mediante el registro de la tensión arterial como parte del examen físico, la educación sanitaria, para evitar la aparición de señales ateroscleróticas tempranas.

Satisfechos y agradecidos al equipo editorial por esta magnífica publicación, así como a sus autores, esperemos que sirva de gran motivación y se pueda lograr estudios con el objetivo de identificar casos nuevos de niños y adolescentes hipertensos en otras áreas de salud.

Isis Esther Alonso Fabelo

Universidad de Ciencias Médicas Villa Clara. Policlínico Docente Idalberto Revuelta. Villa Clara, Cuba. carmencp@infomed.sld.cu

 

Mileidys Suárez Figueral

Universidad de Ciencias Médicas Villa Clara Policlínico Docente Mario Antonio Pérez. Villa Clara, Cuba.

 

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

1. Trocha ValdésM, Estrada Padrón M; Quevedo Martínez M. Hipertensión arterial, enemigo silencioso en los adolescentes. Revista de Ciencias Médicas de Pinar del Río [en línea]. 2018 mayo [consulta: 2018 junio 20]; 22(3). p. 466-475, mayo 2018. ISSN 1561-3194. Disponible en: http://www.revcmpinar.sld.cu/index.php/publicaciones/article/view/3432

2. González R, Llapur R, Jiménez JM, Sánchez A. Percepción de los médicos de atención primaria de salud sobre el riesgo de hipertensión arterial en la infancia. Rev Cubana Pediatr [en línea]. 2012 jun [consulta: 2018 junio 20];84(2). Disponible en: http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0034-75312012000200005&lng=es&nrm=iso&tlng=es

3. LlapurMilián R, González Sánchez R, Betancourt Pérez A, Rubio Olivares DY. Hipertrofia ventricular izquierda y factores de riesgo cardiovascular en niños y adolescentes hipertensos. Rev Cubana Pediatr [en línea]. 2009 [consulta: 2018 junio 20];81(2). Disponible en http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0034-75312009000200004

4.González R, Llapur R. Hipertensión arterial en niños y adolescentes. Rev Cubana Pediatr [en línea]. 2015 [consulta: 2018 junio 19];87(2). Disponible en: http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0034-75312015000200001&lng=es&nrm=iso&tlng=es

5. González R, Llapur R. Tratamiento de la hipertensión arterial en niños y adolescentes. Rev Cubana Pediatr [en línea]. 2017 [consulta: 2018 junio 21];89(3). Disponible en: http://www.revpediatria.sld.cu/index.php/ped/article/view/268/138

 

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.




Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.